Contacto: juventudsurversiva@gmail.com

lunes, 7 de noviembre de 2011

Importancia histórica de la Revolución de Octubre

Luis R Delgado J

Este 7 de noviembre se cumple el 94 aniversario de la Revolución de Octubre, la Revolución Bolchevique, la conquista del Estado por el poder soviético, la gesta heroica del pueblo ruso y su Partido Comunista dirigido por Lenin, es decir, el acontecimiento más grande y valioso del siglo XX, por sus aportes, sus contribuciones, y por sus victorias, en lo social, lo político, lo económico, lo militar, lo tecnológico y muchos elementos más, que significaron un gigantesco paso adelante para la humanidad en su conjunto. El Octubre Rojo (conocido así porque de acuerdo al calendario juliano utilizado en la Rusia ortodoxa las acciones se desarrollaron el 25 de octubre, pese a que en Occidente la fecha de acuerdo al calendario gregoriano fue el 7 de noviembre) tuvo como resultado la conformación del primer Estado Proletario de la historia, la primera acción exitosa y mantenida en el tiempo (La Comuna de Paris en 1871 fue el primer ensayo) de toma del poder por parte de la clase obrera, apoyada por el campesinado. Por lo cual millones de comunistas y revolucionarios conmemoran esta importantísima fecha para la humanidad, hoy todavía es poco el tiempo transcurrido para valorar plenamente sin prejuicio y sentido crítico el papel jugado por la Unión Soviética.

Para muchos este acontecimiento marca el trazo fundamental, de lo que será el debate y la lucha histórica fundamental, en la cual se involucrará toda la humanidad durante el siglo XX y lo que va del XXI, la lucha entre el Capitalismo en su fase imperialista, contra las clases oprimidas y explotadas por el mismo, las cuales buscan la conquista de la Liberación Nacional, y la construcción del Socialismo. En este orden, para tener una idea clara acerca de la significación histórica de este hecho revolucionario, basta decir que las concesiones de la burguesía al potente movimiento obrero europeo mediante fuertes Estados de Bienestar, son sólo algunos de los elementos de trascendental importancia que fueron posibles gracias al influjo de las conquistas y la fortaleza del Estado Soviético. Ya que como afirma Narciso Isa Conde la existencia de la URSS “Obligó al capitalismo desarrollado a reformarse y a conceder reivindicaciones económicas, sociales, culturales y políticas de gran significación para los trabajadores y los pueblos”… y “En Europa lo forzó a incorporar conquistas propias de los movimientos sociales (auge de la socialdemocracia y del llamado Estado de Bienestar)”.

Por otro lado la URSS soportó bajo sus hombros un 70 % de los costos humanos y materiales de la II Guerra Mundial sacrificando a 29 millones de sus mejores hijos e hijas, aportando enormemente a la derrota del Nazi Fascismo, mediante la liberación de diversas naciones como Polonia, Alemania Oriental, la antigua Checoslovaquia, Hungría, Bulgaria, Rumania, el norte de China (Manchuria) entre otros. A todas estas sin lugar a dudas “aportó más que ninguna otra fuerza mundial a la derrota del fascismo, aunque no supo superar sus limitaciones ni las trabas de su propio modelo bajo el influjo optimista provocado por esa gran victoria” (Isa Conde).

En otro orden la URSS jugó un papel de primerisima importancia contribuyendo “al desmantelamiento del sistema colonial”… y estimulando “los procesos de independencia y autodeterminación de los pueblos”, hay que tener en cuenta que bajo el contexto de la Guerra Fría la URSS influía bajo dos aspectos claves en la arena internacional, por un lado fue un financista solidario de los diversos movimientos de liberación nacional existentes a lo largo del Mundo Dependiente, millones de armas, de logística, asesoramiento técnico y militar eran dados de forma desinteresada y en muchas casos gratuitas a movimientos en el África, Asia, el conflicto entre los Árabes y el Sionismo, etc. Por otro lado La URSS constituía una presión internacional para el Imperialismo, quien se veía en la necesidad de ceder a ciertas reivindicaciones anticolonialistas para frenar el avance internacional del Comunismo y modernizar sus formas de dominación; en varias ocasiones Fidel no dudo en reconocer que las armas dotadas por la URSS fueron la condición material para la defensa exitosa de la Revolución Cubana, empezando por la victoria de Playa Girón.

Otro aspecto a resaltar es que la URSS estableció “términos de intercambio con países subdesarrollados del Tercer Mundo que bien podrían servir para diseñar normas más justas en el orden económico internacional”, tan solo un ejemplo, mientras el imperialismo norteamericano impuso un Bloqueo Económico genocida al pueblo cubano cerca del 80% del comercio internacional de la isla caribeña se daba con los países socialistas de Europa Oriental, hecho que nos permite entender el trauma sufrido por el pueblo cubano conocido como Periodo Especial, desencadenado a raíz del desplome soviético.

En este sentido también la existencia de la URSS jugó un papel determinante en la construcción de otras experiencias socialistas (China, Vietnam, Cuba, Corea, Yugoslavia, Bulgaria, etc.), “contribuyendo a la heroica Revolución China, al proceso revolucionario coreano, a la victoria de Vietnam y a la defensa de la heroica Revolución Cubana; hechos puntuales en el camino hacia el imperio de la justicia en las relaciones mundiales”, esto no hay que jamás olvidarlo, porque muchas veces se pretenden estudiar estos procesos como hechos aislados y muy particulares. No debe haber duda en el hecho que de no existir el Estado Soviético no hubiese existido el contexto internacional y la logística necesaria parea que estos procesos socialistas en diversos países se extendieran en el tiempo.

En fin la existencia del Estado Soviético garantizó “la paz mundial, bloqueó la guerra termonuclear y evitó un grado mayor de agresiones militares e imposiciones políticas norteamericanas”. Quien puede negar viendo hoy el escenario global donde los norteamericanos han llenado de bases militares el mundo entero, ha llevado a cabo en los últimos 15 años mas de cinco Guerras de Agresión, que la URSS era un muro de contención poderosos para el avance del imperialismo.

Por esta razón, cuando hoy los venezolanos, y entre ellos los comunistas luchamos día a día para consolidar y profundizar las conquistas de la Revolución Bolivariana, debemos recordar estos hechos gloriosos, para seguir el ejemplo de un pueblo y un partido, que en medio de una coyuntura sumamente compleja y dramática, como era la situación rusa durante el retiro de la I Guerra Mundial, supo aprovechar bajo la brillante y audaz conducción de Lenin, la oportunidad para derrotar y derribar el poderoso régimen opresor del zarismo y de la burguesía nacional subordinada al imperialismo, para así iniciar el primer camino transitado al socialismo. Seguir este ejemplo, es valorar esta gesta llena de heroísmo, es aprender de los aciertos y de los errores cometidos durante esa hermosa experiencia que fue la existencia de URSS por más de 70 años. Pero sobre todo, lo que más debemos de tomar en cuenta para ser vigilantes y participes en la construcción, en la profundización de los cambios que se están llevando a cabo en nuestro país, es que los procesos revolucionarios pueden ser reversibles, el futuro no es un ente metafísico predeterminado, es una construcción histórica en el fragor de la lucha de clases, estemos pendientes de esto, para salir victoriosos en este combate por la vida.

luis_educara@hotmail.com



1 comentarios:

India Rebelde 7 de noviembre de 2011, 6:00  

Una de las variantes del anticomunismo es el antisovietismo que consiste en tergiversar u ocultar todos los logros (que no fueron pocos) en la construcción del socialismo en la URSS como transito al comunismo; por ahora apenas un dato: una reciente encuesta en Rumania, Bulgaria, Ucrania, Hungria, Rusia y otros países revela que más del 50% del pueblo quiere volver al socialismo y más del 60% reconoce que con el capitalismo viven mucho peor.....

Publicar un comentario

  ©Template by Dicas Blogger.